Tuvo que pasar más de una década para que la ingeniera civil ambiental Ana María Gutiérrez volviera al edificio de Ciencias e Ingeniería, dependencias que conoció en 2006 cuando rindió su examen de grado. De eso pasó un tiempo, en el cual lideró por más de una década el desarrollo e implementación del modelo de manejo de residuos sólidos en Isla de Pascua; y la puesta en marcha de servicios vinculados con ciencia y tecnología que facilitaron el desarrollo sustentable en la isla.

Con este acervo que mezcla la disciplina y la gestión pública asumió hace algunos días la jefatura de la Superintendencia de Medio Ambiente (SMA) de la Región de Valparaíso. En este nuevo rol visitó su alma mater y se reencontró con quien fuera la ayudante del fallecido profesor Alberto Flores Quiroz (uno de los fundadores de las carreras ambientales de la Facultad de Ingeniería), la actual directora del Departamento de Medio Ambiente, Eva Soto Acevedo y la decana Verónica Meza Ramírez.

Durante el encuentro la profesional de la SMA valoró el trabajo que realiza la Facultad a nivel de docencia y vinculación con el medio. Destacó a un número importante de egresados que actualmente se desempeñan en importantes empresas y servicios públicos del país; y también planteó su interés por iniciar un trabajo colaborativo con el cuerpo docente y los estudiantes de la Facultad de Ingeniería vinculando además a egresados, para que puedan compartir su experiencia en el ámbito público con quienes se están formando.

Las representantes de la Facultad agradecieron la instancia y verán la posibilidad de establecer un convenio que permita materializar las propuestas.

-¿Qué siente al volver a su alma mater?

“Es emocionante, los mejores años de mi vida fueron en la universidad. Ahora con todo lo aprendido, me apasiona la idea de poder hacer una devolución para las nuevas generaciones, para ir oxigenando este sistema o esta carrera.

Nunca me voy a olvidar las palabras exactas de uno de los profesores que creó la carrera -Alberto Flores Quiroz- quien nos dijo: “Ustedes cuidan el medio ambiente sin evitar el progreso” y me quedó tan claro en “Introducción a la Ingeniería” porque nosotros nos encargamos de mitigar y me hago cargo, contengo la problemática y la resuelvo de la mejor manera. Fueron cosas que uno cree que no los va a ocupar, pero en la cotidianidad del trabajo tenía razón y es mi componente diferenciador”.

-¿Qué caracteriza a un o una Ingenier@ Civil Ambiental de la UPLA?

“En Ingeniería Civil Ambiental estamos preparados para desarrollarnos de la mejor manera, resguardando el medio ambiente, pero de la mano con el desarrollo económico, demográfico.

La UPLA tiene una expertiz y, por eso estoy acá, reflejada en todos los que han egresado de estas aulas y que están en el medio, muy bien evaluados y trabajando en diversos ámbitos.

Hay que pensar que cualquier cosa que haga el ser humano tiene un impacto y estudiar ahora Ingeniería Civil Ambiental o Ingeniería Ambiental significa tener injerencia en todo, en el mundo de la construcción, civil, minero, municipal, porque todo genera impacto. Entonces la diversidad que tenemos para optar a especialización es tan diversa que ni siquiera nos competimos, porque el mercado y la sociedad requieren esa especialización y más profesionales”.

-Desde esa perspectiva, ¿qué campo laboral tienen?

“Si uno se dedica a temas de residuos o de gestión pública, hay un sinfín por hacer, por aportar, por innovar, por lo que creo que ser Ingeniero Ambiental tiene un campo de posibilidades mucho más amplio que cualquier otra carrera.

Actualmente, estamos viendo lo que hace el cambio climático, y cada uno de esos temas ambientales requiere una especialización porque hemos ido devastando el planeta de tantas formas que requiere de gente que sepa gestionar, socializar, y eso lo tienen los ingenieros ambientales porque tiene una mirada integral y esa mirada integral es la que nos va a ayudar a sobrellevar esta crisis ambiental que estamos viviendo ahora.

¡Tenemos que ser más!”

Pin It on Pinterest

Share This