Participación fue la consigna del conversatorio, organizado por la Facultad de Ingeniería de la Universidad de Playa Ancha a través del Laboratorio de DataScience que dirige el Dr. Miguel Guevara Albornoz.

Fue este escenario cívico, que contó con las intervenciones del sociólogo y académico de la Pontificia Universidad Católica de Chile, Simón Ramírez González; y del ingeniero civil industrial UPLA y director ejecutivo de la plataforma digital Lágora, Diego Brasche Bravo (ver nota), la instancia propicia para aplicar un método para elegir vocerías dinámicas dentro de los mismos asistentes a la actividad.

El ejercicio práctico estuvo a cargo de un equipo multidisciplinario a cargo del director del DatosLab, Dr. Miguel Guevara Albornoz, que consistió en entregar a los asistentes al momento de llegar un sobre que contenía cuatro tarjetas “Mi voz”.

De esta manera y previo a la exposición del sociólogo Simón Ramírez González se eligió al azar, utilizando discriminación positiva, a una primera representante, la periodista de la Sala de Arte Escénico, Daniela Olivares.

Posteriormente, y al son del “Cacerolazo” de Ana Tijoux se hizo una segunda dinámica en que cada participante entregó “su voz/tarjeta” a la persona de su confianza o a quien le preguntaría por el resultado de una asamblea.

En los tres minutos de canción los participantes recorrieron la sala buscando a quien entregar su voz. Posteriormente, el equipo que trabaja con el profesor Guevara sistematizó la información de cada uno de los sobres, lo que llevó a un esquema de red de personas, que permitió saber que entre las mujeres presentes, quien más confianzas había recibido era la exacadémica de la Facultad de Humanidades, María Cristina Huerta.

¿Cómo surge este método?

Uno de los indignados del movimiento de 2011 en España, que actualmente vive en Valparaíso, el arquitecto Ramón de la Asunción se contactó con el Dr. Miguel Guevara a propósito del estallido social en Chile para desarrollar un método (y futura aplicación web/móvil) para la gestión de vocerías dinámicas en asambleas horizontales, desde un paradigma de redes colaborativas y de confianza.

El académico de la Facultad de Ingeniería UPLA explica que se busca elegir voceros/representantes en asambleas en las que participa mucha gente, a través de un método sencillo en el que cada quien indica dos o tres personas a las que le da su confianza para ser vocero/a.

“Con ese “link” podemos armar una red de personas y determinar, mediante un método que viene de la teoría de redes, a los representantes más aptos para hacer la vocería y representar los acuerdos de la Asamblea. Decimos que es dinámico, porque la idea es hacerlo frecuentemente en estos grupos masivos tipo asamblea/cabildo para que no existan voceros permanentes que al final terminan concentrando poder”, detalló.

Actualmente, este equipo de estudiantes, funcionarios y académicos de distintas carreras trabajan en la metodología (sin tecnología) para probar/afinar el método y después pensar en una aplicación tecnológica que reproduzca y agilice el proceso.

Los y las interesad@s en conocer y aportar desde su disciplina en esta iniciativa puede escribir a miguel.guevara@upla.cl.

Pin It on Pinterest

Share This