Con el retiro de residuos peligrosos del Laboratorio de Servicios de Análisis de la Universidad de Playa Ancha, se dio fin a una etapa de esta unidad de negocios que desde la década del noventa prestó servicios a la comunidad, para dar paso al Hub de Investigación Ambiental.

Solventes y reactivos ácidos, desechos de piridina, baterías de plomo, compuestos de mercurio, vidrios y arena contaminados, fueron algunos de los desechos acumulados desde el año 2015 en el laboratorio, que se entregaron a la empresa STU para su disposición final. De este modo, la UPLA no solo cumple con las normativas legales, sino que además da garantías a los funcionarios que trabajan en esas dependencias de un ambiente seguro y sano.

Al respecto, el rector Patricio Sanhueza afirmó: “Hoy la universidad marca un hito muy importante, que es cumplir con nuestros compromisos de producción limpia, eso significa que hemos logrado eliminar los residuos peligrosos que se producen en los distintos laboratorios de la institución. Eso significa también cumplir con compromisos que son nacionales e internacionales. A partir de ahora vamos a tener la certificación de una universidad que cuida el medio ambiente y que tiene protocolos para eliminar distintos residuos que se van produciendo, uno de los cuales es en este laboratorio”.

El procedimiento contó con la fiscalización del director general de Prevención de Riesgos, Luis Fuentes Espinoza, quien junto a la profesional Karen Vargas Villanueva, planificaron y gestionaron la entrega de los residuos.

El director Fuentes explicó que lo que se viene es un trabajo sistemático. “Seguir avanzando en la disposición de los residuos y mejorar las condiciones de los funcionarios del laboratorio y también de quienes ocupan el edificio de Ciencias e Ingeniería, ése es el siguiente paso”, anunció.

Para la directora del Laboratorio de Servicios de Análisis, Jocelyn Fernández Zenteno, es el fin de una etapa, ya que el edificio dicho laboratorio se sometió a una reestructuración que implicó su cierre para dar paso en sus dependencias a un Hub de Investigación Ambiental.

Es así que “parte de ese primer hito, es que este edificio quede libre de residuos cumpliendo con la legalidad y con los objetivos de desarrollo sostenible. Estamos avanzando a una universidad si se quiere decir “verde”, una universidad que cumple con sus compromisos y es un orgullo que sea la UPLA la que está empujando estos dos temas, por un lado la próxima instalación del Hub y el cierre tan adecuado de un laboratorio ambiental, liberando sus espacios”, aseveró.

En tanto, la decana de la Facultad de Ingeniería, Verónica Meza Ramírez, valoró el hito de retiro de residuos peligrosos, ya que “permitirá que el HUB y sus 17 investigadores, que son de alto nivel, puedan utilizar los equipos y la infraestructura disponible teniendo la certeza que están en un ambiente que cumple con los estándares de limpieza y seguridad”, recalcó.

Investigación colaborativa

En mil metros cuadrados donde funcionó el Laboratorio de Servicios de Análisis operará el Hub de Investigación Ambiental, espacio donde convergerán investigadores de diversas disciplinas enfocados en resolver problemas regionales y nacionales del ámbito ambiental.

El coordinador del proyecto de este centro de investigación es el Dr. en Ciencias Ambientales, Claudio Sáez Avaria, quien actualmente lidera el Laboratorio de Investigación Ambiental Costera, quien junto a las doctoras Marisol Belmonte Soto y Verónica Molina Trincado de las facultades de Ingeniería y Ciencias Naturales y Exactas, respectivamente, dieron cuerpo a la iniciativa.

“Nosotros propusimos transformar estas dependencias en un centro de investigación en ciencias ambientales, que sirva para la generación de investigación de alto impacto en problemas de índole regional y nacional, que nos permita aumentar la productividad en términos de generación de proyectos de investigación, de publicaciones indexadas de alto impacto, que contribuya también a la formación de nuevos investigadores a través de tesis de pregrado y postgrado, que permita integrar nuevos investigadores de otras áreas disciplinares de interés y que nos permita seguir desarrollando servicios, pero ahora desde la perspectiva científico-técnica, avalada por el prestigio de los investigadores que forman parte del hub”, precisó.

Pin It on Pinterest

Share This