La satisfacción de una visión cumplida

A veces tenemos la oportunidad de ver, con enorme satisfacción, cómo se materializan aspiraciones que normalmente abordamos sólo en el plano de las ideas. Una de esas oportunidades se manifestó en el proceso de matrícula 2020, que por estos días se realiza en la Universidad de Playa Ancha con total normalidad, igual que en el resto del país.

Como todos los años, pude estar presente en parte del proceso, conversando con los y las sonrientes jóvenes que llegaron a inscribirse para su primer año de universidad, a veces junto a sus orgullosos padres. Así pude constatar de primera mano lo que contestan cuando les preguntan por qué eligieron a la Universidad de Playa Ancha, coincidiendo la mayoría en destacar su calidad y arraigado compromiso social, que es parte del sello institucional que hemos establecido en nuestra estrategia de desarrollo y demostrado en una historia de más de 70 años.

La “Visión” de la UPLA apunta a destacar su contribución al desarrollo de la Región de Valparaíso y del país, gracias a su compromiso con el territorio, todo ello en un marco de compromiso social, privilegiando la calidad y la inclusión.

Es comprensible, por lo tanto, la satisfacción que se siente al oír que los jóvenes eligen a nuestra universidad porque “llega más a las personas”, “tiene un importante prestigio”, “es estatal”, “de acá salen los mejores profesores”, “profesionales con compromiso social”, “aportan mucho a la cultura” “me han hablado de la universidad en el contexto social” y otras declaraciones recogidas por los periodistas en el proceso de este año.

Desde el primer día en nuestras salas, estos jóvenes podrán comprobar la realidad del sello social y muchas otras características orientadas a cumplir nuestra Visión. Por ejemplo, en el tema de la inclusión. La primera semana se destina a diagnósticos e inducción a la vida universitaria para los estudiantes de primer año. Entre ellos habrá compañeros en situación de discapacidad, a quienes la universidad atiende lo mejor posible. No tendrán problemas para rendir las pruebas con sistema braille, audio, macrotipos o, incluso, lenguaje de señas.

Como resultado de esa primera semana, a todos -con o sin discapacidad- los acompañaremos para apoyarlos en esta nueva vida que inician, nivelando sus conocimientos en la medida en que lo necesiten. Contamos con equipos de profesionales para hacerlo, con el apoyo de compañeros de cursos superiores.

Eso es ya habitual, lo hacemos todos los años en la universidad con la mayor convicción y satisfacción. Una novedad desde este año en el área de inclusión es un taller de género, que además responde a una de las demandas sociales urgentes: mayor equidad entre los géneros y aceptación de la diversidad y las minorías sexuales. Desde hace años la Universidad ha abierto sus puertas a los pueblos originarios, que incluso pueden acceder a un sistema de admisión especial, lo que nos enorgullece.

Todo esto es lo que vemos en estos días, durante la matrícula de los nuevos estudiantes, lo que nos pone muy contentos porque con ello estamos cumpliendo con nuestra misión y visión. Sabemos que las y los jóvenes confirmarán sus esperanzas de llegar a una institución con un marcado sello de compromiso social, inclusión y calidad.

 

Patricio Sanhueza V.
Rector de la Universidad de Playa Ancha

 

Fuente: Columna del rector Patricio Sanhueza, publicada en El Mercurio de Valparaíso, sábado 14 de marzo de 2020 (acceso solo para suscriptores).

 

Pruebe también

“Espero que en un futuro proyectos sociales como el mío sean más frecuentes”

Egresado Diego Ramírez Machuca se refiere a pulsera inteligente que alerta ocurrencia de crisis epilépticas, que elaboró en el marco de su proyecto de titulación.