Nutricionista UPLA advierte sobre uso de nuevo medicamento para bajar de peso aprobado en Estados Unidos

Insomnio, nerviosismo, sequedad bucal, estreñimiento y cambios en la presión arterial, son algunos de los efectos secundarios que podrían generar ciertos medicamentos que actualmente existen en el mercado para bajar de peso.

Entre ellos destacan los supresores del apetito, inhibidores de la absorción de grasas y aquellos que aumentan el gasto energético, como por ejemplo, la Fentermina, Orlistat y Liraglutida.

Así lo informó el nutricionista y académico de la Universidad de Playa Ancha (UPLA), Fabián Rodríguez Briceño, quien sostuvo que los supresores del apetito, como la Fentermina, afectan el sistema nervioso central para disminuir la sensación de hambre, actuando sobre la liberación de neurotransmisores.

“Los efectos secundarios varían según el medicamento, pero algunos comunes son insomnio, nerviosismo, sequedad bucal, estreñimiento y cambios en la presión arterial. Ahora bien, la seguridad depende de factores como la salud del individuo y la supervisión médica, pues algunos medicamentos tienen riesgos y contraindicaciones, por lo que siempre deben usarse bajo la orientación de un profesional de la salud”, precisó el especialista.

Combinación dieta y ejercicio

En relación a qué cantidad de peso se puede perder con estos medicamentos, Rodríguez sostuvo que la cifra varía según la persona y el medicamento, pero que siempre el paciente debe combinar el tratamiento con cambios en la dieta y ejercicio. Dijo, además, que no se debe esperar que los medicamentos resuelvan el problema sin realizar ajustes en el estilo de vida.

Pero ¿en cuáles casos no se recomienda usar medicamentos? el nutricionista es claro en precisar que siempre hay que ser cautos frente a ciertas condiciones médicas, como enfermedades cardiacas o trastornos psiquiátricos, pues pueden ser contraindicaciones para el uso de estos medicamentos. A este grupo se suman las mujeres embarazadas o en periodo de lactancia, razón por la cual es fundamental que, antes de comenzar cualquier tratamiento, se recomienda discutirlo con un profesional de la salud.

Nuevo medicamento

Recientemente, la Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos (FDA) aprobó un nuevo medicamento (inyectable) llamado Zepbound (tirzepatida) para el control crónico del peso. Sobre esta opción, precisó que se aplica para el control crónico del peso en adultos con obesidad (índice de masa corporal de 30 kg/m2 o más) o con sobrepeso (índice de masa corporal de 27 kg/m2 o más), con al menos una afección relacionada con el peso (como presión arterial alta, diabetes tipo 2 o colesterol alto). Se administra mediante inyección subcutánea una vez a la semana y la dosis debe aumentarse durante un periodo de 4 a 20 semanas para alcanzar las dosis objetivo de 5 mg, 10 mg o 15 mg una vez a la semana. La dosis máxima es de 15 mg una vez a la semana.

De acuerdo a lo que precisó el especialista, Zepbound activa los receptores de hormonas secretadas por el intestino para reducir el apetito y la ingesta de alimentos. Sin embargo –dijo-, es un medicamento que puede causar efectos secundarios como náuseas, diarrea, vómitos, estreñimiento, malestar y dolor abdominal, reacciones en el lugar de la inyección, fatiga, reacciones de hipersensibilidad (alérgicas, generalmente fiebre y sarpullido), eructos, caída del cabello y enfermedad por reflujo gastroesofágico.

Por lo anterior, el nutricionista subrayó la necesidad de contar con la supervisión de un médico que pueda evaluar la condición de salud del paciente para determinar así cuál es la mejor opción para cada persona.

“Considero que el mejor medicamento para el control crónico del peso es tener una alimentación saludable y realizar ejercicio físico. Sin embargo, en caso de utilizarse algún medicamento, es muy importante que esté aprobado por la FDA y que se administre bajo la indicación y supervisión de un profesional de la salud, en este caso, de un médico”, concluyó el especialista.

Pruebe también

UPLA se adjudica fondos del concurso InEs Ciencia Abierta 2024

Iniciativa la lidera la Vicerrectoría de Investigación, Postgrado e Innovación en conjunto con el Laboratorio de Data Science de la Facultad de Ingeniería.