Carlos González: “La UPLA ha sabido superar el desafío que significa avanzar hacia una educación híbrida”

“La Universidad de Playa Ancha ha sabido superar el desafío que significa avanzar hacia una educación híbrida; para eso fue fundamental el trabajo de los y las docentes, y también la inversión que hizo la institución en equipamiento tecnológico para poder concretarla”, aseveró Carlos González Morales, coordinador de la Unidad de Acompañamiento Docente, dependiente de la Vicerrectoría Académica.

La educación híbrida hace referencia a una educación tanto presencial como a distancia, lo cual ha desencadenado que las metodologías de enseñanza-aprendizaje evolucionen durante la emergencia sanitaria global. La pandemia ha modificado los procesos educativos dentro y fuera de las salas de clases, los cuales se han tenido que adaptar a los equipamientos tecnológicos, como también replantearse para brindar mejores oportunidades de enseñanza a los y las estudiantes.

En relación a la labor de los y las docentes de la UPLA durante este período, González destaca la disposición y la motivación que tuvieron para aprender a utilizar las herramientas tecnológicas mediante las capacitaciones que se dieron en el Seminario de Formación Híbrida, instancia en la que participaron 85 profesores, número considerable si se toma en cuenta que cada académico y académica tiene a cargo distintas asignaturas.

“El mayor desafío que supone la educación híbrida es poder contar con un espacio en donde los y las estudiantes que están en sus casas puedan tener las mismas posibilidades de aprendizaje que los que están en la sala de clases; es decir, poder generar una interacción entre los dos ambientes”, explicó González, con respecto al compromiso docente en materia de enseñanza.

En cuanto al equipamiento, la universidad invirtió aproximadamente 160 millones de pesos entre equipos computacionales, software, cámaras, proyectores, pantallas de televisión, pizarras electrónicas y “carros tecnológicos”. “Estas herramientas han ambientado 36 salas híbridas, aunque esta cantidad puede ser mayor, si consideramos espacios como laboratorios o gimnasios, en donde los carros tecnológicos pueden llegar y así facilitar la educación online para los ramos de carreras más prácticas, como por ejemplo: en el área de salud, teatro o educación física”, concluyó González.

Retorno a la presencialidad

Es importante destacar que la UPLA retomará este 2022 las clases presenciales, según lo acordado por el Comité de Retorno Seguro (integrado por representantes de los tres estamentos), después de cumplir con todas las exigencias establecidas en el plan Paso a Paso Laboral, medidas orientadas a la prevención de riesgos del COVID-19, obteniendo así la certificación por parte del Instituto de Seguridad del Trabajo. En este sentido, las salas híbridas estarán disponibles para quienes se vean imposibilitados de asistir físicamente a las dependencias universitarias.

 

 

Pruebe también

Dirección de Equidad y Género cierra año académico con curso sobre género e inclusión

Actividad se inició el 18 de este mes y continúa el 20 y 21. Participación será certificada por las universidades del CRUV.