La Facultad de Ciencias de la Educación es una de las más antiguas de la UPLA, con un sólido prestigio entre las instituciones formadoras de profesores en la región y en país. El decano Dr. Luis Alberto Díaz cuenta su experiencia y proyecciones en estos 48 años ininterrumpidos, como miembro de la comunidad de estudiantes, académicos y autoridades de la universidad.

“Parafraseando a Borges, la vida está hecha de momentos. Momentos para recordar, como cuando ingresé a las aulas de la Universidad de Chile, para cumplir mi anhelo: ser Profesor de Castellano. Tuve el honor de tener como jefe de carrera a don Félix Morales Pettorino (Q.E.P.D.), y a una pléyade de egregios académicos que me impregnaron el sello de amor por la educación.

“Inicié mi carrera académica como ayudante ad honorem de don Félix Morales Pettorino -cargo obtenido por oposición- para luego continuar trabajando con quien me formó en la Didáctica del Castellano: don Florencio Valenzuela Soto (Q.E.P.D.), especialidad en la que cursé mi Doctorado en la Universidad de Barcelona y que me ha permitido investigar, publicar e impartir conferencias nacionales e internacionales. Obtuve la beca MIDEPLAN gracias al patrocinio del rector de la época, don Norman Cortés Larrieu, que también fue uno de mis grandes maestros. Vaya un emocionado recuerdo para ambos profesores. De los sesenta jóvenes que ingresamos, la mayoría se desempeñó en el Sistema Nacional de Educación, solo dos hemos permanecido en la Universidad: Juan José Peña Álvarez, de la Facultad de Humanidades, y yo.

“En este caminar por los senderos de la academia, también hemos tenido momentos de tristeza, por la partida de dos queridos amigos y profesores de la Facultad: Raúl Rivas Ayala y Carlos Delgado Della Valle (Q.E.P.D.)

“También hubo momentos de satisfacción y compromiso profesional, pues me ha correspondido desempeñar cargos como coordinador de Doctorado y de Magíster, consejero de Facultad y director del Departamento de Ciencias de la Educación.

“En la actualidad, hemos de proyectar a la Facultad de Ciencias de la Educación, cuna de la formación pedagógica, hacia cambios significativos para responder a los requerimientos que la sociedad demanda. Ellos nos desafían a pensar, entre otros, en una nueva estructura organizacional que posibilite el desarrollo académico y la integración de las demandas educativas de las personas, y de las políticas públicas, posicionándonos académicamente para promover la generación de conocimientos y su difusión en canales de comunicación de alto impacto. Para ello, nos hemos incorporado al Instituto Interuniversitario de Investigación Educativa, IESED-Chile, a fin de experimentar una nueva manera de construir y compartir saberes con los profesores de establecimientos educacionales, mediante programas de postgrados acreditados y acciones formativas que respondan a los requerimientos de la Ley 20.903 (S.D.P.D.). Esta nueva modalidad asociativa beneficiará directamente, entre otros, al Doctorado en Políticas y Gestión Educativa, lo que permitirá impartirlo con otras universidades, en una nueva convención para las prácticas educativas de los estudiantes de las carreras pedagógicas de la facultad. Ello propiciará hacer del aprendizaje profesional una experiencia de integración y transversalidad, entre otras.

“Hoy, con cuarenta y ocho años de servicio ininterrumpidos en esta universidad, y próximo a recalar en Ítaca, me he dado cuenta que más que riquezas materiales, tengo la vivencia y la satisfacción de haber recorrido el bello camino de la educación”.